“Desde mi infancia he estado estrechamente ligado a Alemania” – Entrevista al Cónsul Honorario de la V Región

La colectividad chileno-alemana, en su historia y diversidad, presenta un sinnúmero de personas que se destacan por su compromiso para preservar y fomentar la vida socio-cultural de quienes forman parte de esta comunidad. Dr. Jan Karlsruher no es la excepción. Además de ser Cónsul Honorario de Alemania en la V Región, fue Presidente del Club Alemán por 11 años y participa activamente en diversas instituciones chileno-alemanas. Para saber más sobre su persona y actual función, así como sus reflexiones en torno a las relaciones de la colectividad, los invitamos a leer la entrevista a continuación.

 

Usted fue investido Cónsul Honorario en junio del año 2013. Su padre Don Herbert Karlsruher Günther fue Cónsul por 13 años. ¿Recuerda el momento en que el Embajador lo nombró cónsul?

Sí, recuerdo la ceremonia de nombramiento de mi padre en los salones del Club Alemán de Valparaíso a fines del año 1985. Había una alta concurrencia de autoridades, representantes de la colectividad alemana y amigos de la familia, que asistieron para acompañar a mi padre en ese momento tan importante, en que el embajador de Alemania lo presentó oficialmente a la comunidad como Cónsul de la República Federal de Alemania. Recuerdo que en su discurso  manifestó que era un honor muy grande haber sido designado Cónsul de Alemania, pero al mismo tiempo significaba un gran desafío para fortalecer los lazos de respeto y amistad entre Chile y Alemania.

¿Quiénes son y qué hacen los Cónsules Honorarios? ¿Cuál es su función y relevancia para las relaciones bilaterales?

Cónsul es un cargo que recibe un funcionario por parte del Estado para ejercer una función consular en el extranjero. Es el Ministerio de Relaciones Exteriores quien le encarga al cónsul la tarea de asistir a los ciudadanos del país de origen en ciertas tareas, como la tramitación de  documentos, legalización de documentos oficiales, poderes, fes de vida, certificadosacreditativos de nacionalidad, otorgamiento y renovación de pasaportes, entre otros. También tiene la importante tarea de promover asuntos sociales, económicos, culturales y turísticos. A lo largo de Chile hay 9 cónsules honorarios de Alemania: en Arica, Antofagasta, La Serena, Valparaíso, Concepción, Temuco, Valdivia, Puerto Montt y Punta Arenas. En estas regiones del país, los cónsules son los representantes de Alemania ante las autoridades e instituciones locales, y como tales deben velar siempre por un buen entendimiento y por las buenas relaciones diplomáticas entre Chile y Alemania.

¿Qué significa para usted ser un Cónsul Honorario?

Es un gran honor, ya que entre otras funciones, soy representante oficial en Chile de la nación de mis antepasados. Desde mi infancia he estado estrechamente ligado a Alemania  y en la medida que he conocido más profundamente este país y a su pueblo, he aprendido a apreciarlo  y a admirarlo, siendo para mí un verdadero agrado poder cumplir estas funciones diplomáticas. Tuve la posibilidad de vivir un año en Bayern a la edad de 6 años, y luego he regresado a Alemania en múltiples ocasiones. Estudié en varias clínicas universitarias alemanas, como Würzburg, Mannheim, Marburg, Giessen, y Göttingen, donde tuve la oportunidad de conocer muchos profesores y profesionales con los cuales mantengo directos e interesantes contactos.

Por otro lado, es un honor ejercer este cargo en la región de Valparaíso, la cual sin duda fue escenario de una gran inmigración alemana principalmente durante el siglo XIX y  alberga desde hace casi 2 siglos una colonia alemana bastante numerosa, que  ha colaborado de una u otra forma en el desarrollo regional.  Además, he mantenido estrechas relaciones con múltiples instituciones alemanas, a las cuales me siento muy ligado y a las cuales quiero prestar constante ayuda. En mi calidad de Cónsul de Alemania tengo la posibilidad de interactuar con estas instituciones de diversas formas y brindarles apoyo y consejo cuando lo requieran, siendo además el nexo directo con la Embajada de Alemania en Santiago.

Finalmente, es para mí un motivo de gran satisfacción tener la oportunidad de ayudar en diversos trámites a las personas que poseen la nacionalidad alemana, tanto los que viven acá en calidad de residentes, como también a los que vienen de paso, por ejemplo estudiantes, turistas o profesores.
¿Cómo siente las relaciones de Chile con Alemania?

Las relaciones entre ambos países son actualmente muy satisfactorias y están muy bien catalogadas. En los últimos años hemos tenido la visita de varios representantes del gobierno alemán, y a su vez varios personeros del gobierno chileno han visitado Alemania, con el objeto de estrechar lazos de amistad entre ambos países, mejorar las relaciones comerciales y fortalecer los intercambios culturales, educacionales, científicos, etc.  Ejemplos recientes son la gira por Alemania de la presidenta Bachelet  en octubre 2014 con su extensa comitiva que estaba constituida por importantes representantes del gobierno y una nutrida delegación de empresarios. Por otro lado tenemos la visita a Chile en marzo 2014 de la ministra adjunta del ministerio de RREE de Alemania, Dra. María Böhmer. En abril de 2015, dos delegaciones político-económicas de los estados federados alemanes de Rheinland-Pfalz y de Baden-Württemberg coincidieron en Chile para participar en encuentros con altos representantes políticos y empresariales del país. El objetivo central de esta visita fue el fortalecimiento de los vínculos del comercio exterior con Chile. Todas estos acercamientos son claras evidencias de una excelente relación entre ambos países y, a su vez, son señales de un interés por mantenerlas e incluso mejorarlas a futuro.
5. ¿Cuáles son las principales similitudes o campos de trabajo donde convergen ambos países?

Hay un importante intercambio bilateral entre Chile y Alemania en diversos ámbitos, que son objeto de constante preocupación y análisis, como por ejemplo el desarrollo  comercial, científico, tecnológico, cultural, educacional, entre otros. Hay intereses fuertes por parte de ambos países por trabajar más estrechamente en estos intercambios y lograr un apoyo mutuo cada vez más interesante y atractivo.
Ha sido nombrado recientemente Decano del Cuerpo Consular de Valparaíso. ¿Nos puede  contar cuáles son sus funciones?

El Honorable Cuerpo Consular de Valparaíso fue fundado en 1823 y es patrimonio intangible de la ciudad puerto. Está formado actualmente por 25 cónsules debidamente acreditados, los cuales representan diversos países del mundo. Dicha entidad cuenta con un Directorio elegido entre sus miembros, el cual está conformado por 7 cónsules, y el cargo más importante recae sobre el Decano. El año 2014 me eligieron miembro del Directorio del Cuerpo Consular y en Asamblea General efectuada en Abril del presente fui electo Decano por unanimidad. Las funciones del Decano son fundamentalmente representar el  Cuerpo Consular a nivel nacional y regional, realizar visitas protocolares, dirigir y organizar, en conjunto con la directiva, diversas actividades diplomáticas, culturales y sociales del cuerpo consular en nuestra región. La función del Decano es de una gran responsabilidad, pero a su vez constituye un tremendo honor y un gran desafío, ya que también debe velar por mantener la unión y los lazos de amistad  entre los diferentes cónsules. Claro está que, además de estas labores, tengo que seguir ejerciendo mis funciones habituales de Cónsul de la República Federal de Alemania.

Además de su profesión de médico y padre de familia, fue Presidente del Club Alemán de Valparaíso por 11 años, y continúa siendo miembro activo dentro de varias instituciones chileno-alemanas de la región. ¿Cómo siente la dinámica socio-cultural de la comunidad chileno-alemana de la región? ¿Qué se podría mejorar?

Por cierto estoy muy ligado a varias instituciones chileno-alemanas de nuestra Región, tanto en calidad de socio como también como participante activo, entre ellas el Club Alemán, el Club Alemán de Excursionismo, el Club Deportivo Alemán, el Colegio Alemán, la Sociedad Alemana de Beneficencia, la Bomba Germania, entre otras. Al Club Alemán de Valparaíso ingresé como socio en 1987, y pertenezco al Directorio desde el año 1996, ocupando el cargo de  Presidente entre los años 2003 y 2014. Estando en este cargo, tuve la oportunidad de dirigir, en conjunto con el Directorio, una serie de estrategias para impulsar las actividades sociales y culturales. Según mi opinión, una de las iniciativas  más importantes ha sido el acercamiento a otras instituciones para fomentar el apoyo mutuo y el trabajo en conjunto, en especial para la organización y la realización de una serie de  actividades sociales y culturales.  Por ejemplo, con el Goethe Zentrum, actual Corporación Cultural Chileno-Alemana de Valparaíso, hemos organizado desde hace varios años una serie de actividades culturales que unen diferentes generaciones, con la Burschenschaft Ripuaria, el Club Deportivo Alemán, La Bomba Germania  y el Club Alemán de Excursionismo hemos realizado  concurridas Fiestas de Invierno e interesantes charlas, con la Beneficencia de Señoras Alemanas hemos desarrollado exitosos Bingos. En suma, lo importante es ofrecer actividades atractivas para todas las edades que logren convocar una gran cantidad de  asistentes. Fundamental es atraer a los jóvenes, lo cual estamos tratando de realizar con una plataforma cultural atractiva para ellos. Pienso que aún queda mucho por hacer, podemos trabajar con gran entusiasmo para potenciar de manera efectiva la dinámica socio-cultural de la colectividad chileno-alemana, pero pienso que la clave es un adecuado trabajo en conjunto y una efectiva red social e informativa. Para lograr este objetivo, el Cónsul de Alemania es una figura clave y estratégica, que se preocupará permanentemente de apoyar y fomentar la unión de las numerosas instituciones y velará por un buen entendimiento de las diferentes generaciones de nuestra colectividad.

Leave a Comment

Name *

Email

Website

Últimas Noticias